Echan a entrenador de los Lakers

Despiden a Mike Brown por la pobre actuación del equipo: solo una victoria y cuatro derrotas.

Despiden a Mike Brown por la pobre actuación del equipo: solo una victoria y cuatro derrotas.
Despiden a Mike Brown por la pobre actuación del equipo: solo una victoria y cuatro derrotas.
Por AP Y TELEMUNDO LOCAL DEPORTES 21 de agosto de 2014

LOS ÁNGELES - Los Angeles Lakers, que han arrancado la temporada con una victoria y cuatro derrotas, han despedido a su entrenador, Mike Brown, confirmó el club en un comunicado.
La franquicia, asimismo, indicó que el técnico asistente Bernie Bickerstaff dirigirá a la plantilla este viernes en el partido que disputarán los Lakers en el Staples Center frente a los Golden State Warriors.
"Esta ha sido una decisión difícil y dolorosa", dijo el gerente general del equipo, Mitch Kupchak. "Mike ha sido un enorme y dedicado trabajador, pero pensamos que el mejor interés para el equipo requería hacer un cambio en este momento. Agradecemos a Mike sus esfuerzos y contribuciones y le deseamos tanto a él como a su familia la mejor de las suertes", añadió.
La búsqueda para su sustituto comenzará "inmediatamente", según sostiene el comunicado del club.
Los Lakers partían a priori como uno de los favoritos tras la incorporación de Steve Nash y Dwight Howard, pero actualmente se encuentran en la última posición de la Conferencia Oeste.
Para reemplazar a Brown en el banquillo suenan los nombres de Mike D'Antoni -que dirigió a Nash en Phoenix-, Jerry Sloan e incluso el retirado Phil Jackson, que llevó a los angelinos a la consecución de cinco títulos de la NBA.
Los Lakers han comenzado la temporada con Nash lesionado y con un Howard que aún está alcanzando su estado de forma óptimo tras una operación de espalda que le mantuvo apartado de las canchas durante varios meses.
Mike Brown, que llegó a los Lakers la pasada temporada para sustituir precisamente a Jackson, apostó esta campaña por el "Princeton Offense", un sistema basado en la lectura del juego y la distribución del balón cuyo objetivo es descargar de responsabilidad a Kobe Bryant.