7-Eleven contra el crimen

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images

    La cadena de tiendas de autoservicio 7-Eleven, con sede en Dallas, hizo una donación de $300,000 dólares para el Departamento de Policía de Dallas, en un esfuerzo por ayudar a capturar a los criminales en ciertas áreas de alta criminalidad de la ciudad. El dinero va hacia la iniciativa Safer Dallas, Better Dallas. El plan consiste en comprar más cámaras de seguridad, vehículos patrullas de tres ruedas, carnada para atrapar a potenciales ladrones de autos y otro tipo de tecnología, de acuerdo a un comunicado de prensa de la policía. Esta donación específica de $300,000 es para la compra de equipo en dos áreas específicas de Dallas, el vecindario Five Points y la zona de Ross-Bennett. El jefe de la policía, David Brown ha identificado estas dos zonas como problemáticas para los oficiales. En total, representan el seis por ciento de la superficie total de Dallas, pero representan más de un tercio del total de delitos denunciados en la ciudad, según las estadísticas policiales.