Incertidumbre rodea búsqueda en lago

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Lo que inició como un día de diversión para una familia del Metroplex se tornó en una pesadilla cuando Michael Quach, de 39 años de edad, desapareció en las aguas del Lago Lewisville.

    “El bote empezó a alejarse y yo estaba ahí tirándole la soga pero continuaba deslizándose”, dijo la esposa del desaparecido Brianna Mann.

    Los hechos ocurrieron la tarde del domingo cuando el sobrino de Quach, quien llevaba puesto un chaleco salvavidas, se lanzó al agua para refrescarse pero no podía nadar y el bote comenzó a alejarse.

    Fue ahí cuando el desaparecido intervino para ayudar, se tiró al agua y nunca volvió a salir a la superficie.

    Los buzos han tenido dificultades para localizar el cuerpo y dijeron que no sabían exactamente en donde buscar por que el barco se alejó de la zona. También, que los fuertes vientos han retrasado la búsqueda y que ésta podría durar varios días.

    Un experto en rescates acuáticos dijo que el peor error que una persona puede cometer al tratar de salvar a alguien cuando se está ahogando, es meterse al agua con la víctima.

    Expertos recomiendan que las personas le tiren una soga o una toalla, pero nunca tirarse al agua.