Maestros piden un alto a la deportación

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Los maestros de Garland que han pasado una pesadilla después de que muchos se han visto en la necesidad de auto deportarse, tuvieron la oportunidad de hablar por última vez con la mesa directiva del Distrito Escolar de Garland para tratar de regularizar su situación migratoria.

    Los educadores que fueron invitados a trabajar por el Distrito Escolar y ahora están siendo obligados a abandonar el país, le pidieron a la mesa directiva que hagan algo para solucionar su problema.

    “Ustedes trajeron a sus hijos aquí, pero qué hay de los míos, creo que simplemente no les importa”, dijo entre lágrimas el maestro Bernardo Montes a la mesa directiva.

    Ante la mirada atónita de los miembros de la mesa directiva, la reunión se volvió en una especie de despedida, donde maestros y vecinos llegaron para mostrarle su apoyo a la familia Montes que ahora enfrenta una deportación.

    Para visitar nuestra sección de inmigración haz clic aquí.

    Por otra parte, el presidente de la mesa directiva dijo que el estado de Texas es muy claro en las responsabilidades que tiene el Distrito y que es muy poco lo que pueden hacer.

    “Nos están diciendo que no pueden hacer nada, pero donde están las leyes cuando ellos cometieron el fraude contra nosotros”, agregó el maestro Montes.

    De los 23 maestros que sacaron a la luz pública este problema, solamente cinco han dado la cara, de esos cinco, cuatro de ellos ya recibieron una extensión de un año en sus permisos de trabajo.

    La familia Montes está en peligro de tener que abandonar el país el próximo mes de septiembre.