Planeaba explotar una bomba

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    NBC 5
    El soldado musulmán, Naser Abdo, podría enfrentar cadena perpetua

    Autoridades federales aseguran que detuvieron a un soldado horas antes de que terminara de armar una bomba, la que planeaba detonar en un restaurante lleno de militares de Fort Hood, Texas.

    Los fiscales afirmaron este martes en una declaración oficial que el soldado musulmán, Naser Jason Abdo, intentaba cometer un homicidio masivo en Killeen, cerca de la ciudad de Fort Hood.

    El agente especial del FBI, Michael Owens, testificó en contra del acusado y declaró que Abdo mencionó que iba a ir a Killeen a “martirizarse” por las personas de Irak y Afganistán.
    Los abogados defensores argumentaron en la corte federal, en Waco, que la bomba nunca se construyó.
    De encontrarlo culpable, Abdo podría enfrentar cargos por intentar usar un arma de destrucción masiva y una sentencia a cadena perpetua, además también lo han acusado de escupir sangre a las autoridades durante su custodia y de usar una máscara mientras se encontraba en la corte.
    Las autoridades reportan que al detenerlo, en un motel de Killeen, revisaron su maleta y su cuarto y encontraron ingredientes para armar un artefacto explosivo.