Reacciones positivas a propuesta republicana

Los principios para alcanzar una reforma migratoria revelados por los líderes republicanos de la Cámara de Representantes, han tenido una buena acogida, a pesar de que no dan vía libre a la ciudadanía.

Tomas Gómez, de México, trabaja en los campos de Homestead, Florida.
Tomas Gómez, de México, trabaja en los campos de Homestead, Florida.
Crédito: Getty Images
Por TELEMUNDO LOCAL 11 de agosto de 2014

Las reacciones a la propuesta republicana para generar un mecanismo que legalice a los más de 11 millones de inmigrantes indocumentados que viven y trabajan en este país, no se han hecho esperar.


Aunque la propuesta final no está lista ya se han delineado sus principios principales y congresistas como Mario Díaz Balart (R-FL) han expresado su satisfacción con la forma en que se han desarrollado los acontecimientos.


En un comunicado Díaz Balart afirmó que el liderazgo republicano ha reconocido que la reforma migratoria es una prioridad, no solo para el partido, si no para el país.


El republicano de la Florida indicó que asegurar las fronteras y fortalecer las leyes debe ser el primer paso a seguir para alcanzar una solución con sentido común.


“Sabiendo que tenemos millones de inmigrantes indocumentados escondidos en la sombra es inaceptable que continuemos dándoles amnistía de facto. Sabiendo que no tenemos un sistema que nos deje saber cuándo los extranjeros salen del país es esencial que implementemos un sistema de salidas y entradas”, señaló el congresista en el comunicado insistiendo en la urgencia de crear un sistema que fortalezca las fronteras, revitalice la economía, respete la ley y reúna familias.


En tanto El National Immigration Forum -Foro Nacional de Inmigración- declaró que con las pautas señaladas los líderes de la Cámara están demostrando su sincera intención de actuar en lo que a la reforma migratoria se refiere.


“Republicanos y demócratas deben comprometerse con un debate respetuoso que nos lleve hacía adelante como la nación de inmigrantes y de leyes que somos”, dice la declaración entregada a los medios de comunicación.


La organización dijo que valoraba la revelación de los principios como un paso concreto y positivo, pero aclaró que el próximo paso es la acción legislativa.


Las organizaciones defensoras de derechos humanos han reaccionado positivamente en general, al paso dado por el liderazgo republicano de la cámara de representantes.


“Mi Familia Vota” , organización defensora de los derechos de los inmigrantes expresó en un comunicado que los principios revelados este jueves por el liderazgo republicano no son propuestas legislativas, pero demuestran su reconocimiento de que alcanzar una reforma migratoria es una necesidad política.


“América ha esperado largo tiempo para que republicanos y demócratas se unan y corrijan nuestras leyes migratorias. Oremos para que hagan lo correcto en el 2014”, señaló Leith Anderson, presidente de la Asociación Nacional de Evangélicos; en una declaración muy a tono con la de distintos líderes religiosos.


Pero mientras algunos sienten que este es un buen primer paso, otros anunciaron –como el Movimiento por una Reforma Migratoria Justa -FIRM-, que no cederán en lo que tiene que ver con legalizar una vía hacia la ciudadanía.


El Comité Nacional Demócrata por su parte, expresó que los demócratas le dan la bienvenida al debate pero que estos principios no son legislación.


“El riesgo está en los detalles que todavía quedan por verse, pero esperamos con ansias su propuesta.”, señalaron los demócratas en un comunicado.