Balas perdidas, amenaza en año nuevo

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Con el fin de año a la vuelta de la esquina, las autoridades de Dallas le quieren recordar a los residentes sobre la gravedad de disparar las armas al aire y sobre los peligros de quemar cohetes en la llegada del año nuevo.

    En un comunicado de prensa emitido el jueves, el Departamento de la Policía de Dallas, dijo que los disparos pueden causar la muerte, lesiones de gravedad y daños a la propiedad.

    Para impedir esto, las autoridades estarán pendientes para aquellos que les guste convertir su arma en fuegos artificiales.

    Las autoridades dijeron que los fuegos artificiales también pueden ser confiscados y una citación puede ser emitida, la cual incluye una multa de hasta $2,000 dólares.

    Aquellos que se encuentren disparando un arma, podrían tener una multa de hasta $4,000 dólares y hasta un año en la cárcel.

    Las ordenanzas locales en cuanto al uso de los fuegos artificiales pueden variar según el área de residencia.