Culpan al 911 por la muerte de su hijo

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    La familia de un hombre que murió aparentemente durante una confusión de las operadoras del 911 en Dallas está demandando a la ciudad y a las compañías telefónicas que conectaron la llamada de emergencia.

    Los padres de Mathew Sanchez encontraron muerto al joven en su departamento horas después de que se realizó una llamada al número de emergencias.
    Joel Lavender, portavoz del sistema de emergencias de dicha ciudad, dijo que el pasado mes de noviembre, el equipo recibió dos llamadas, en un lapso de 10 minutos, provenientes del mismo complejo.
    Lavender dijo que el personal que tomó la llamada le preguntó a la segunda persona que llamó que si estaba hablando sobre el primer incidente, la persona dijo que sí.
    ‘Por lo tanto, en nuestra mente, pusimos las dos llamadas juntas y procedimos al lugar” dijo el portavoz. “No fue hasta después que nos enteramos que había habido una confusión”.
    La demanda acusa al despachador por el “uso negligente de la computadora y de la propiedad del sistema telefónico y/o por el mal funcionamiento del sistema telefónico y/o las fallas posteriores en el procedimiento apropiado”.
    El abogado de la familia Sanchez, Brett Anthony, dijo que la tecnología GPS del teléfono móvil puede diferenciar la locación de las llamadas, incluso desde el mismo complejo de apartamentos.
    La demanda también nombre a la compañía AT&T Inc. y Apple Inc.
    La ciudad de Dallas y ambas compañías no quisieron hacer comentarios sobre la demanda.