EEUU condena ejecución de periodista

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    AP

    WASHINGTON -- Estados Unidos se mantuvo firme el miércoles en su decisión de luchar contra militantes del Estado Islámico que decapitaron a un periodista estadounidense en Irak, y prometió continuar atacando al grupo a pesar de las amenazas de matar a otro rehén estadounidense.

    El presidente Barack Obama calificó al grupo como un "cáncer" que amenaza a toda la región, mientras Washington sopesaba el envío de aún más tropas estadounidenses a Irak.

    Video: EEUU condena ejecución de periodista

    Video: EEUU condena ejecución de periodista
    (Publicado jueves 4 de septiembre de 2014)

    "Nos mantendremos vigilantes y seremos implacables", dijo Obama mientras el ejército de Estados Unidos seguía adelante con el bombardeo de más objetivos del Estado Islámico en Irak.

    La ejecución del periodista James Foley recibió la condena internacional, y los países de Occidente respondieron con planes adicionales para responder a la amenaza que representa el Estado Islámico. Alemania anunció que daría armas a los curdos que combaten con los insurgentes. El Ministerio de Defensa de Italia indicó que el país espera contribuir con ametralladoras, municiones y cohetes antitanques. El ministro del Exterior francés Laurent Fabius dijo que el asesinato mostró el verdadero rostro de este "califato de barbarie".

    En Rochester, Nuevo Hampshire, ciudad natal de Foley, sus padres hablaron con reporteros en una presentación en la que el dolor desgarrador por la muerte de su hijo se mezcló con la alegría por su vida. Diane Foley dijo que su hijo fue valiente hasta el final y consideró su muerte "pura maldad".

    "Nos sentimos muy orgullosos de Jimmy y rezamos por la fuerza del amor tal como él lo hizo, y por mantener el valor y seguir luchando por todas las personas por las que él luchaba", dijo la madre del periodista. "Oramos por todos los estadounidenses que siguen secuestrados".

    Con sus declaraciones, Obama reafirmó que Estados Unidos no modificará su posición militar en Irak en respuesta a la ejecución de Foley. De hecho, el Departamento de Estado no descartó extender las operaciones militares a Siria para llevar a los responsables ante la justicia. La vocera Marie Harf dijo que Estados Unidos "se reserva el derecho de detener a personas responsables cuando causen daño a estadounidenses".

    Desde la aparición del video el martes, las fuerzas aéreas estadounidenses han realizado 14 bombardeos en blancos del Estado Islámico. Y funcionarios de Estados Unidos dijeron que la agenda militar consideraba la posibilidad de enviar un pequeño número de tropas adicionales a Irak, a petición del Departamento de Estado, principalmente para proveer mayor seguridad en torno a Bagdad.

    Obama manifestó que en una conversación telefónica dijo a los familiares de la víctima que Estados Unidos se les une para rendir homenaje por todo lo que Foley hizo, y elogió su trabajo al contar la historia de la crisis en Siria, donde lo capturaron en 2012.

    "La vida de Jim Foley se presenta en agudo contraste con las de sus asesinos", dijo Obama, quien habló desde Martha's Vineyard en Massachusetts, donde se encuentra de vacaciones con su familia.

    Foley, de 40 años, desapareció en el norte de Siria en noviembre de 2012, donde trabajaba en forma independiente para la agencia de noticias AFP y la compañía GlobalPost, con sede en Boston. El vehículo en que viajaba fue detenido por cuatro combatientes en una zona disputada por rebeldes suníes y fuerzas del gobierno. Desde entonces no se tenían noticias suyas.

    El asesinato de Foley representa la primera vez que el Estado Islámico mata a un ciudadano estadounidense desde el estallido del conflicto sirio en marzo de 2011, lo que añade nuevas aristas a una guerra caótica y polifacética. El asesinato probablemente dificultará la intervención estadounidense en Irak y los esfuerzos del gobierno de Obama para contener la expansión del grupo en Irak y Siria.