Ejecutarán a hombre que asesinó a 2 mujeres en Fort Worth

Billy Jack Crutsinger había argumentado que tenía una ayuda legal deficiente en su juicio.

death_row_9419

Un preso condenado a muerte, será ejecutado por inyección letal esta tarde por apuñalar mortalmente a Pearl Magouirk, de 89 años y su hija Patricia Syren, de 71, en su casa de Fort Worth hace 16 años.

Las autoridades hallaron culpable a Billy Jack Crutsinger, de 64 años, quien mató a las mujeres y luego robó el auto y la tarjeta de crédito de Syren en el 2003. Fue arrestado tres días después en un bar en Galveston, a más de 300 millas de distancia.

El abogado de apelaciones de Crutsinger solicitó a la Corte Suprema de los Estados Unidos que detuviera su ejecución, alegando que su abogado anterior tenía un largo historial de incompetencia en los casos de pena de muerte.

En el juicio, la fiscal Michele Hartmann dijo al jurado que las acciones de Crutsinger no tenían nada que ver con el alcohol, sino que eran el resultado del "mal".

Brandt también argumentó que los tribunales inferiores han negado erróneamente la financiación de Crutsinger para investigar reclamos de competencia y salud mental que no fueron revisados ​​suficientemente por abogados anteriores.

Los tribunales de apelaciones inferiores y la Junta de Indultos y Libertad Condicional de Texas se han negado a detener la ejecución. Si sucede, Crutsinger sería el decimocuarto recluso ejecutado este año en los Estados Unidos y el quinto en Texas.

Amigos y familiares describieron a Magouirk, conocido como "R.D.", como un ávido jardinero. Pero tuvo tres matrimonios fallidos y una propensión a la violencia cuando bebió, según un informe de un psicólogo forense contratado por sus abogados litigantes.

En los meses previos a los asesinatos, Crutsinger se quedó sin hogar y cada vez más desesperado después de que su esposa lo echó y su madre, que había tolerado su comportamiento, dejó de ayudarlo, según el informe.

Crutsinger se ofreció a hacer un trabajo para Magouirk y Syren, quienes estaban jubiladas y vivían juntas. Pero cuando se dio cuenta de que no tenían suficiente trabajo para darle mucho alivio financiero, se enfureció, dijo el informe.

Magouirk fue apuñalada al menos siete veces, mientras que su hija fue apuñalada al menos nueve veces. La evidencia de ADN ligó a Crutsinger a los asesinatos y confesó el crimen

Contáctanos